O caso das Piornizas

Cancioneiro da seitura de Manzaneda e Terras de Trives

O presente traballo de Xosé Lois Foxo recolle a herdanza intanxible traducida nos cantos e músicas que predominaban en Manzaneda e na contorna das Terras de Trives antes da invención dos discos e da radio. Os cantos de seitura e os cantos de folións son as músicas máis emblemáticas e teñen unha longa tradición histórica na comarca e o cancioneiro compila máis de cento oitenta destas pezas musicais, transcritas e editadas, acompañadas dos seus orixinais en audio e distribuídos nun lapis dixital que acompaña a publicación.

O caso das Piornizas


PARADELA (SANTO ANTONIO), Manzaneda, Ourense

Compilador: Xosé Lois Foxo

Tipo: música

Contido

Recollida de Ludivina Pérez Ricoi de Paradela

Detalles

El año cuarenta y nueve
y el veintisiete de mayo
subimos para la sierra
y a apacentar el ganado.

Con mucha honra y paciencia
llegamos a la Mallada
diciéndole al vaquero
que hiciera la retirada.

El vaquero se "arretira"
sin tocarles para nada
con el ganado ligero
se marchó "pa" las Forcadas.

Y al toque de la campana
se "ajuntaba" todo el pueblo
decían unos a otros:
-Y ahí viene nuestro vaquero.

El pueblo le preguntaba
con temor y con recelo
-¿En dónde dejas las mantas
y el cajón de hojalatero?.

El vaquero le contesta
sin reparación de nada
- Llegaron los de Val de Conso
me echaron de la Mallada.

Ay cuanta gente os hay
en las dichas Piornizas
quien irá a buscar el lote
que la cosa no es de risas.

Que allí quedaron las mantas
y todo cuanto tenía
antes dejar todo eso
que no dejar yo la vida.

El alcalde le contesta
presenciando todo el pueblo
- ¡Qué miedo se ha llevado
el pobrecito vaquero!.

Desde que todos han visto
lo que el vaquero le hablaba
si subimos a la bruta
no le somos para nada.

Bajaremos donde el puesto
si nos pueden conceder
una pareja de guardias
para poderlos prender.

Ya tenían la pareja
y al público reunido
nadie quiere acompañarlos
con el miedo que han cogido.

Entonces dice Chalecas
con la pareja autorizada
- Tenemos que subir arriba
y aunque no valgamos nada.

Mas luego contestan varios
con razón desesperada
- ¿Cómo vamos a subir
si nos dan -la catalana-?.

Mas luego le dice el cabo
a todos aquellos hombres
si no suben con nosotros
si que demuestran pulmones.

Y a todos aquellos hombres
no les quedó más remedio
que acompañar la pareja
y aunque tenían tanto miedo.

Y al llegar junto al "ostante"
se pusieron a pensar
como tenían que hacer
para podernos entrar.

Estando en las Piornizas
por las cuatro de la tarde
llegó un grupo de gente
faltándonos con la madre.

Faltándonos con la madre
a toda la reunión
allá vamos a por ellos
y a tomar declaración.

Allá vamos a por ellos
compañeros "decedidos"
vaya trampa que hicieron
"pa" llevamos detenidos.

Vaya gente sinvergüenza
que existe en las Forcadas
solo han tenido valor
para faltar de palabras.

Los hombres de las Forcadas
estaban acostumbrados
de subir para la sierra
y quedar siendo los gallos.

La gente de ese pueblo
vive muy equivocada
esto no se soluciona
con justicia catalana.

Decían unos a otros
a presencia de los guardias
- Si no subieran ustedes
no hubiera quien los entrara.

Desde que nos registraron
parte de la reunión
nos llevaron a Celeiro
y a tomar declaración.

Nos llevaron detenidos
como gente muy honrada
en el pueblo de Celeiro
no nos ha faltado nada.

Desde que hemos declarado
nos cambiaron de prisión
nos juntaron en la Puebla
y a toda la reunión.

Y el treinta y uno de mayo
después de desayunar
nos trasladan para Orense
y a la prisión provincial.

Entramos en la prisión
como gente acreditada
todos nos trataron bien
no nos faltaron en nada.

Preso en la cárcel estoy
siento el ruido de un coche
sin saber cuando es de día
sin saber cuando es de noche.

Pajarillo, pajarillo
que vuelas sobre la audiencia
escucha si oyes leer
el papel de mi sentencia.

Y si lo oyes leer
vuélveme con la razón
si puede ser que yo salga
de esta maldita prisión.

El día que nos "leeron"
nuestra grande libertad
nosotros mucha alegría
como es muy natural.

El día cinco de julio
día de grande alegría
nos echaron de la cárcel
a las doce horas del día.

A todos los oficiales
que estaban en la prisión
que Dios les de salud
que son de buen corazón.

Tratan muy bien a los presos
son muy buenos españoles
no hacen como algunos guardias
que maltratan a los hombres.

Adiós prisión provincial
con esto no me despido
si algún día vuelvo a verte
ha de ser con más motivo.

Adiós cárcel de Orense
que te doy la despedida
todos los que salgan hoy
que por muchos años vivan.

Me despido de la cárcel
de todos en general
todos los que quedan presos
que salgan en libertad.

Y ahora también os digo
compañeros y amigos
rogadle por la salud
y a quien nos ha defendido.

Categoría

Romances

Imaxes

Non hai imaxes na peza


Outras pezas na mesma zona